Mientras que quizá el nombre de la marca Crumpler os pueda parecer que carece de significado, nuestro enfoque en el diseño es lo que llena de un gran significado nuestra marca. Nuestras bolsas y equipaje están diseñadas para las tribus urbanas. Consideramos cada uso, situación y detalle desde el principio.

Todos los tejidos exteriores son elegidos por su durabilidad e impermeabilidad en toda su superficie; nuestras las cremalleras y empuñaduras están diseñadas para soportar un uso constante, y además están contorneadas para una mayor comodidad; y dentro de una bolsa Crumpler encontrará el número correcto de bolsillos, del tamaño adecuado y en todos los lugares correctos. ¿Por qué ir tan lejos? Porque creemos que el verdadero lujo es la ausencia de problemas.

Estamos en este sector desde 1992 – las costuras, las puntadas y el trabajo – y hemos aprendido mucho en el camino.

La Historia de la bolsa CRUMPLER

Es 1992. Un joven se sienta encorvado sobre una vieja máquina de coser de su abuela en un cobertizo en Ballarat, Australia. Está tratando de conseguir que la máquina cosa una lona de camión, para que pueda hacer una bolsa lo suficientemente fuerte como para llevar una losa de casa en su bicicleta.

La abuela pudo haber ayudado con el prototipo, pero fue un fabricante de paracaídas quien en 1993 ayudó mucho a Crumpler en el camino hacia la creación de mejores bolsas. Cogió una bolsa y la rasgó en partes. Luego mostró una mejor manera de unir de nuevo los trozos.

Una empresa de mensajería en bicicleta de Melbourne ordenó algunas de las primeras bolsas de sus mensajeros. No las quería sólo porque fueran resistentes, sino también porque podían abrirlas y cerrarlas sin quitárselas. Los habitantes de Melbourne comenzaron a ver estas bolsas de mensajero de colores brillantes y querían una para su uso personal. Siguieron el rastro hasta el taller Crumpler en Flinders Lane y las ventas y la compañía crecieron.

Ya sea para bien o para mal Crumpler trabajó desde el inicio por sí misma. Encontraron su estilo y eso es lo que los hace diferentes.

Los nuevos diseños de bolsa todavía se colocan al lado de las bolsas de mensajero originales en el showroom actual. Sus principios siguen siendo los mismos: la sencillez, la voluntad de experimentación y una determinación para hacer la mejor bolsa posible.